“Vamos a seguir trabajando incansablemente por nuestros derechos en las Islas Malvinas”, dijo la Presidenta

160210-foto_de_presidencia1.jpgEn un acto que tuvo lugar en la localidad de Merlo, provincia de Buenos Aires, la Presidenta justificó la decisión de controlar en tráfico marítimo entre el territorio nacional continental y las Islas Malvinas, y reclamó el cumplimiento de las normas del derecho internacional.

En ese sentido, la Jefa de Estado manifestó que la cuestión de la soberanía sobre el archipiélago del Atlántico Sur “es algo muy caro a nuestra historia, sentimientos y derechos”, al tiempo que recordó que “hay numerosas resoluciones de Naciones Unidas en las que se pide a ambos países arribar a un acuerdo en materia de soberanía” y “que ninguna de las partes pueden tomar medidas unilaterales”. “Estas resoluciones han sido desoídas sistemáticamente por el Reino Unido”, señaló la Jefa de Estado, para agregar en seguida que “no hablo de cuestiones pequeñas, sino de derecho internacional”.

La Presidenta lamentó hecho de que las resoluciones de la ONU “solamente se ponen en marcha cuando los que están obligados a cumplirlas son los países más débiles o con menos poder”.

Y al mismo tiempo, aseguró que “una y mil veces vamos a insistir en esta vocación que tenemos de respeto irrenunciable al derecho internacional”.

“Queremos que las resoluciones de ONU se le hagan cumplir a todos los países del mundo, porque es la única manera sensata, seria y responsable de convencer a toda la humanidad, a todos los países de que hay un derecho internacional al que todos debemos sujetarnos y todos debemos respetar”.

“La contribución a la paz, a un mundo más seguro para todos, se hace cumpliendo el derecho internacional”, expresó Cristina Fernández, y concluyó afirmando que “vamos a seguir trabajando incansablemente por nuestros derechos en las Islas Malvinas y por la vigencia de los Derechos Humanos en todas partes del mundo”.

Obras para Merlo

Por otra parte, la Jefa de Estado firmó esta tarde el contrato para el inicio de la obra “Autopista Parque Presidente Perón”, que será la continuidad del Camino del Buen Ayre y conectará el Acceso Oeste con la Autopista Buenos Aires-La Plata.

Al respecto, la Mandataria resaltó que el inicio de esta obra representa otro compromiso cumplido de su gestión, y que “da respuesta a algunos que pretenden instalar que solo se hacen obras en tal o cual provincia”.

“No se recuerda desde hace muchísimas décadas un plan de infraestructura de la magnitud económica y social como el puesto en marcha el 25 de mayo 2003″, manifestó la mandataria, quien además remarcó que “en marzo estaremos inaugurando más de 100 colegios a lo largo y lo ancho del país” y que “el crecimiento de la economía desde el a2003 a la fecha no podría haber sido sostenido si no hubiéramos hecho una inversión en la generación, el transporte y la distribución (de la energía) como la que hemos hecho”.

También explicó que los subsidios que se otorgan para el sector energético tienen como objetivo mantener en niveles bajos las tarifas, que éstas son “las más baratas de toda la región latinoamericana en materia de servicios eléctricos”. “Hay una directa relación en el incremento de la actividad económica y el crecimiento de la producción y los servicios”, señaló la Presidenta.

Por su parte, el intendente municipal de Merlo, Raúl Othacehé, sostuvo que la obra representa “el Inicio de una enorme transformación en toda la región y en toda la provincia, que garantizará desarrollo y crecimiento por más de 100 años”. “Esta obra se hace porque usted presidenta escucha al pueblo, conoce sus necesidades”, expresó el jefe comunal.

El Gobierno Nacional invertirá cerca de $ 1.800 millones para realizar, bajo la ejecución de la Secretaría de Obras Públicas del Ministerio de Planificación, 94 kilómetros de nueva autopista.

La obra comprende un plazo de ejecución de tres años, en los que se crearán 1.200 puestos de trabajo. Una vez finalizada se empleará a 300 personas en puestos fijos para su mantenimiento y conservación.

Con la obra de la nueva autopista se completará el anillado de la Tercera Circunvalación de la Región Metropolitana de Buenos Aires, conectando un área habitada por seis millones de personas, pero que por su importancia estratégica permitirá mejorar el transporte de automóviles y camiones del conjunto de la región.

El Camino del Buen Ayre – Autopista Presidente Perón, tendrá en total 117 kilómetros y conectará el Acceso Norte, Oeste, Riccheri y la Autopista Buenos Aires La Plata, atravesando 14 municipios del conurbano: San Isidro, San Martín, Tres de Febrero, Hurlingham, Ituzaingó, Merlo, La Matanza, Ezeiza, Presidente Perón, San Vicente, Florencio Varela, Berazategui y La Plata.

Las obras permitirán mejorar la fluidez del tránsito vehicular en la región metropolitana conformando una malla vial con la Avenida General Paz (1º circunvalación), el Camino de Cintura-Ruta Provincial Nº4 (2º circunvalación) y la red de accesos a Buenos Aires; y desincentivando el acceso de vehículos al centro de la ciudad, especialmente de transporte pesado.

La obra consta de 2 carriles por mano, 13 distribuidores, 41 puentes, 15 pasarelas peatonales, colectoras pavimentadas, señalamiento horizontal y vertical, e iluminación en cruces y distribuidores.

Además, se construirán centros recreativos en distintos puntos de la traza. Estos espacios de áreas verdes serán tratados respetando la forestación existente y estarán destinados al esparcimiento y desarrollo de actividades deportivas, sociales y culturales para lo cual se construirán canchas de fútbol, playones multifunción, canchas de bochas, sectores de juegos infantiles y bici-sendas.

Acompañaron a la presidenta en el acto el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli; el vicegobernador de la provincia de Buenos Aires, Alberto Ballestrini; el ministro de Planificación Federal, inversión Pública y Servicios, Julio De Vido; el intendente municipal de Merlo, Raúl Otahecehé, e invitados especiales.